Evernote y Jasmine

Software

Evernote y Jasmine.

Hoy, dos aplicaciones gratuitas.

Una vieja conocida, actualizada y otra nueva que sustituye a la original del servicio.

Evernote ganó su sitio en mis Mac y posteriormente en el iPhone. Ahora han renovado la interfaz y esta aplicación que se utiliza como almacén de ideas, proyectos, PDF, imágenes, recortes Web se ha vuelto un imprescindible porque además, todo lo tienes sincronizado entre dispositivos puedes visualizar y modificarlos al vuelo.

La puedes descargar en la AppStore.

Y Jasmine ha reemplazado a la aplicación original de YouTube. Su interfaz limpia, cristalina y con animaciones sencillas pero agradables me han ganado. Además, para el iPad no existe aún aplicación oficial, por lo que es la mejor opción a día de hoy.

Descárgalo en la ApStore.

Videos de K-Tuin.

El mito de la huelga “a la japonesa”

HuelgaJapoReflexiones

El mito de la huelga “a la japonesa”.

Resulta que a través de Kirai me he enterado de que el concepto de “huelga a la japonesa” es sólo una leyenda urbana y además, curiosamente, sólo conocida en España y latinoamérica (wikipedia ENG).

Los japoneses hacen huelga como Dios manda, con sus carteles, sus gritos, dejando de trabajar como los de aquí pero con sus famosas máscaras anti-polución y sin dejar de lado su tradional orden, pues van en filica de tres o cuatro y por el arcén, sin montar el follón que tanto nos caracteriza a los españoles.

Stylus para el iPad

StylusSteampunkTecnología

Stylus para el iPad.

A pesar de que Steve Jobs se empeñase en convencernos de que no necesitábamos stylus para usar las pantallas de los dispositivos táctiles porque ya teníamos 10, el tiempo ha terminado poniendo esa afirmación en duda sobre todo cuando te fijas en los peaso dátiles que calzan algunos y cómo se las ven y las desean para manejar sus teléfonos molones.

Los que ya llevábamos años trabajando con pantallas táctiles (aunque fuesen resistivas) sabíamos de las ventajas de utilizar un stylus: exactitud, naturalidad y facilidad de trazo. Pero también sabíamos de sus inconvenientes: peso, necesidad de utilizarlo con dos manos (una sujetando el ODB o PDA y la otra para escribir) y el coñazo de llevar cuidado con no perderlo.

También las pantallas capacitivas funcionan diferente de las resistivas (artículo explicativo en XatakaMovil del 2009) y es realmente cómodo interactuar con una interfase cuando está bien diseñada, es bonita y está pensada para ser usada con los dedos.

Pero seamos sinceros. A veces necesitamos la exactitud y la naturalidad de trazo que nos brinda un “cuasilápiz”, sobre todo con la cantidad de aplicaciones de dibujo y toma de notas que están apareciendo últimamente. Llámale puntero o stylus, pero necesitas algo similar a un lápiz o boli para escribir en tu iPad, Galaxy Note, iPhone o ese iPad Mini que te va a traer tu amiga de Estados Unidos (vaya, se me ha escapado ;-).

Pues si no quieres enredarte con inventos caseros (yo soy de éstos, de los del DIY), en Applesencia han hecho un excelente recopilatorio sobre los stylus más interesantes que se pueden encontrar en la actualidad en el mercado.

Hace más de un mes también el enorme Emilcar hizo lo suyo.

Yo voy a probar con la versión DIY y cuando tenga oportunidad de probar los resultados de primera mano os digo algo. Pero aún tendré que esperar unos 20 días o así. Posíblemente pida uno de los barateros de DealExtreme, pero no pienso usar salchichas….

Limpico como una patena

HuertoAltaTecnologiaTecnología

Limpico como una patena.

Admitámoslo: el blanco predominante en los productos Apple es bonito pero tremendamente marrano.

Así que en AppleSfera han hecho un recopilatorio sobre los principales métodos para mantener tu cacharro Apple (o cualquier otro por extensión) bien limpico y pulcro.

Yo personalmente, uso para la pantalla el vaho de la respiración y una funda de gafas (concretamente una de microfibra de unas Oakley pero por supuesto que puede servir cualquier otra marca) y para el teclado y cuerpo del portátil un borrador mágico del Mercad0na.

Manica de santo, oiga.

Así que poneos mano a la obra antes de que podáis plantar patatas sobre él y se convierta en un “huerto de alta tecnología”.